Recibe el resumen diario de noticias directo a tu correo electrónico.

¡AUCH! Tía de policía preso por el 11A recuerda a Cilia Flores lo que es tener un sobrino preso

Una impactante historia que conmueve hasta aquellos sin corazón. Cada 11 de abril desde hace 14 años, María Isabel Bolívar prepara su carpeta llena de papeles, repasa sus argumentos y organiza alguna actividad para recordarle al país que su sobrino, el efectivo de la Policía Metropolitana, Erasmo José Bolívar, está detenido injustamente en Ramo Verde.

Foto: Reuters

Foto: Reuters

El guaireño es uno de los presos políticos de los hechos del 11 de abril. Fue juzgado y sentenciado a 30 años de cárcel. Tenía sólo 6 meses en el organismo policial. Ese día, a pesar de la súplica inusual de su hijo de que se quedase en casa, se fue a cumplir con su guardia. Salió de su residencia en “Heroes de Tacoa”, unos edificios construidos por la Fundación de la Policía Metropolitana (Fundapol) en la vía a Carayaca, y llegó a Caracas para encontrarse con el caos. Una foto fue la prueba para su condena.

La precaria salud de la madre de Erasmo, Esther María Bolívar, hizo que “la tía Bolívar”, como llaman todos a María Isabel, se convirtiera en la vocera de esta causa. También el haber sido funcionaria policial de la desaparecida PM. El vínculo con su sobrino se ha fortalecido con los años y enfrentar la injusticia ha hecho que la humilde mujer hable con el argot legal y sobre el manejo de derechos humanos con mayor propiedad que si tuviese un título universitario en su haber.

“Aquel día, Erasmo nunca accionó su arma de reglamento, como lo comprobó la negatividad de la prueba de parafina. No hubo más pruebas que una foto. Asistir a esas audiencias fue como participar en una película de terror donde el malo te pisa y te pisa. Lo peor es que ya condenado, parece que no fuera suficiente. Y te hacen difícil las visitas y a cada esperanza te dan un no por respuesta. Parece que la sed de venganza por cobrarse el 11 de abril no se sacia, sino con la sangre de esos policías y de sus familiares. No hay solicitud que valga, ni beneficio procesal que merezcan”, cuenta María Isabel Bolívar.

La nueva esperanza de la familia de Erasmo Bolívar es la Ley de Amnistía. Saben que no será fácil. Ante la postura del Presidente Nicolás Maduro y del oficialismo, la tía Bolívar hizo un llamado a la Primera Dama y diputada Cilia Flores. “Yo le pido a Cilia Flores que convenza a su esposo el presidente Maduro. Que interceda por la Ley de Amnistía. Que se ponga la mano en el corazón. Le habla una tía casi madre a otra tía casi madre en la misma condición. Usted sabe lo que se siete tener un sobrino preso. No importa la causa. Familia es familia. Ya no se trata de echarnos las culpas”.

Beneficios que no llegan

De acuerdo a especialistas penales, por las horas de estudio y de trabajo que ha cumplido Erasmo Bolívar en Ramo Verde, donde es preparador deportivo, ya debería estar libre. Desde que llegó al centro de reclusión ha vencido el ocio, pues ha participado en trabajos de albañilería y reparación del propio penal. De acuerdo a la ley eso lo haría merecedor de la “redención judicial de la pena”, que estima que por cada dos días de trabajos se resta un día de pena. No obstante, el Tribunal de Ejecución no se ha pronunciado. Así como tampoco lo hizo cuando al cumplir los 7 años y medio de cárcel, es decir, la cuarta parte de la pena, ya podía optar por el beneficio de destacamento de trabajo fuera del establecimiento carcelario. Y cuando a los 10 años de prisión, que representan un tercio de la pena impuesta, podía disfrutar de la medida de régimen abierto, con la cual trabajaría de lunes a jueves en algún centro y hasta podría dormir en casa con su familia los días viernes, sábados y domingos.

Ante esta situación, a través de un mensaje público, dado a conocer por sus familiares, el propio Bolívar se expresó.

“Que ironías de la vida, fíjense bien. El Gobierno dice que no soy un preso político y sin prueba alguna me sentenciaron a 30 años injustamente. No soy un preso político, pero no me dan lo que me corresponde por ley. No soy un preso político y la juez tiene que esperar instrucciones para poder hacer cumplir la ley. Pero en algo si tienen mucha razón: Yo no soy un político preso, soy un preso de este malévolo sistema de justicia sin autonomía alguna, dominado por la política” refirió en uno de los párrafos del comunicado.

Información de El Pitazo.

¿Te ha interesado este artículo? Mantente informado con el mejor resumen de noticias de Venezuela directo desde tu teléfono celular descargando nuestras App Móviles para Android o iOS (iPhone/iPad).


TAMBIÉN TE PODRÍA INTERESAR




¿QUE OPINAS? NO OLVIDES DEJAR TU COMENTARIO


Top