Descarga nuestras aplicaciones para Android o iOS (iPhone/iPad).

EN VIDEO: Así fueron los destrozos de la policía en las Torres del Saladillo en Maracaibo

Primero fue la actuación policial en el interior de las Torres del Saladillo, el enfrentamiento vino después. Aproximadamente a las 4.00 de la madrugada de ayer el estruendo del armamento de los uniformados interrumpió el sueño de los habitantes del conjunto residencial.

“Esto fue un ataque brutal”, expresó Jhonatan Fereira, vecino afectado, quien describió la arremetida de los funcionarios. “Llegaron lanzando las bombas y se metieron por un hueco que ellos mismos abrieron en la pared la última vez. Tiraban piedras a las puertas para partirlas y luego destrozaron los ascensores”.

Un marcado interés de los efectivos policiales por irrumpir una vez más al conjunto habitacional caldeó nuevamente los ánimos a mitad de mañana. Las detonaciones, el gas lacrimógeno, la lluvia de objetos contundentes y las explosiones de las bombas molotov daban cuenta de estar en presencia de una verdadera batalla campal. La fuerza pública disparó a los apartamentos y los manifestantes lanzaron piedras desde las azoteas.

“¡Entraron, entraron!”, gritaron los vecinos desde los balcones de las torres, al tiempo que lanzaron baldes de agua en un intento de contrarrestar el efecto del gas pimienta. Desde una esquina, a escasos metros, los habitantes de las zonas aledañas observaron con asombro lo que ocurría. “No puede ser que no les importen los niños y ancianos que están allí”, expresó Carla González, comerciante del sector.

Refuerzos

Los contingentes de funcionarios del CPBEZ se multiplicaron. Alrededor del mediodía, un grupo de estudiantes, profesionales y sociedad civil que formaba parte de la marcha hacia el Ministerio Público desvió su ruta y se enrumbó a la Torres del Saladillo.

Vestidos de blanco y con pancartas en mano, los manifestantes se acercaron a la línea de fuego. Las notas del Himno nacional y algunas consignas se escucharon desde los edificios, cuyos habitantes ondearon la bandera venezolana y vitorearon a los marchistas. Una especie de sensación de victoria contagió a los vecinos de las inmediaciones que salieron a sumarse a la multitud

A tan solo metros del cordón de seguridad la concentración fue repelida con bombas lacrimógenas. El enfrentamiento entre ambos sectores dejó un saldo de ocho efectivos policiales lesionados por objetos contundentes, 15 heridos de perdigones, dos de ellos en estado de gravedad que fueron operados en clínicas privadas. En el sitio representantes de la Cruz Roja atendieron a los afectados.
“¡No pueden mirar!”

Mientras la fuerza pública intentaba entrar a las Torres del Saladillo, los vecinos de las zonas aledañas gritaban su rechazo a la acción policial. Un grupo de motorizados del CBPEZ acordonó las calles adyacentes, disparó al aire y lanzó bombas lacrimógenas.

“Demasiado abuso, nos gritaban: ‘Todo el mundo pa’ dentro. No pueden mirar’”.

Henry Cubillán. Vecino de la zona.

“Esto es inaudito. Lo que no querían era que viéramos sus abusos”.

Freddy Corona. Vecino de la zona

Una de las personas aprehendidas durante los enfrentamientos fue neutralizada por dos funcionarios del CPBEZ. Los uniformados abordaron una motopatrulla con el joven capturado. Mientras la unidad iba en marcha, uno de los efectivos agarró la cabeza del detenido y lo golpeó contra su casco una y otra vez. La mirada de las decenas de testigos del uso excesivo de la fuerza poco les importó a los policías actuantes.

Con información de: La Verdad.

¿Te ha interesado este artículo? Mantente informado con el mejor resumen de noticias de Venezuela directo desde tu teléfono celular descargando nuestras App Móviles para Android o iOS (iPhone/iPad).


TAMBIÉN TE PODRÍA INTERESAR


Cargando...


¿QUE OPINAS? NO OLVIDES DEJAR TU COMENTARIO


Top

Send this to friend