Descarga nuestras aplicaciones para Android o iOS (iPhone/iPad).

¡CONDENADOS A LA MISERIA! Clase media sin posibilidad de comprar vivienda o carro propio

El sueño de obtener un vehículo o vivienda propia en el país es muy difícil de cumplir, puesto que el poder adquisitivo del venezolano está mermado ante la inflación y los costos astronómicos de un automotor. 

A partir del primero de mayo, el ejecutivo Nacional, efectuó el segundo aumento del año 2015, se fija el salario mínimo nacional mensual, obligatorio para todos los trabajadores del sector público y privado del país.

Barrio-Pobreza-Miseria-3

En este sentido, el incremento se efectúa el 20% a partir del 1 de mayo y 10% a partir del 1 de julio de este año. Actualmente, el salario mínimo venezolano es de 5.622,48 bolívares, y con este aumento se ubicará en 7.421,66 bolívares.

Sin embargo este monto no asegura adquirir un vehículo del año, o de fechas promedio, desde 2008 hasta 2013. La ciudadana Laura Silveira destacó que esta situación afecta tanto a la población adulta quienes ya poseen un automóvil, hasta los jóvenes que están dando pinininos en el mundo laboral.

Viviendas un sueño lejano

En 2014 el sector privado de la construcción aportó 15.000 unidades al mercado, pero este año se espera una contribución menor. “No se están construyendo viviendas nuevas para la clase media. Los proyectos en ejecución son de 2013”, dijo el presidente de la Cámara Venezolana de la Construcción, Jaime Gómez.

Indicó que la escasa participación del sector se debe a que el Ministerio de Vivienda y Hábitat estableció que los inmuebles construidos por los privados con recursos de la Gaveta Hipotecaria, Programa 0800mihogar, deben ser vendidos entre 747.500 y 1,6 millones de bolívares, dependiendo del metraje, pero la estructura de costos supera ese monto. “No estamos solicitando préstamos bancarios para construir. Nos vamos a pérdida, esos precios de venta no dan ni para cubrir costos”, reiteró.

Agregó que también desacelera el sector la escasez de materiales. Alertó que es preocupante la situación del acero. El Complejo Siderúrgico Nacional, antigua Sidetur, produce a 30% de su capacidad.

Gómez aseguró que Sidor y Sidetur proveían las cabillas y estructuras metálicas al sector y ahora no hay disponibilidad. “Es insólito que haya que importar cabillas con los recursos que cuenta el país, y la falta de divisas”.

También hay problemas con otros materiales. Piezas eléctricas y pinturas se suman a los productos que faltan.

El presidente de la Cámara Inmobiliaria, Aquiles Martini Pietri, añadió que el presidente Nicolás Maduro informó que 50.000 dólares cuesta cada unidad de la Misión Vivienda, sin embargo a los constructores privados les impone un precio muy por debajo de los costos, que no supera 1,6 millones de bolívares para las unidades multifamiliares.

Indicó que la clase media no tiene acceso a un crédito hipotecario para adquirir una vivienda nueva. Por cartera hipotecaria los bancos prestan hasta 3 millones de bolívares. Solo los que ganan 15 salarios mínimos o más, es decir 101.214 bolívares al mes podrán solicitarlo. “Y únicamente 2% de la población percibe ese monto mensual”.

Usadas.

El vocero de los constructores señaló que la consecuencia de la paralización en la edificación de nuevos proyectos es el elevado precio de las viviendas usadas.

Rosalinda Bruzual, vicepresidente de la Cámara Inmobiliaria Metropolitana, dijo que la oferta pública de inmuebles usados está distorsionada por la situación económica. La oferta se ha mantenido constante entre el último trimestre de 2014 y el primero de este año, de acuerdo con el análisis de cinco portales inmobiliarios.

En el municipio Baruta la oferta está en 32% y en el de Sucre 20%. En promedio los apartamentos ofrecidos miden 153 metros cuadrados y el precio fue de 320.000 bolívares el metro cuadrado, aproximadamente.

Señaló que la venta de viviendas está impulsada por el aumento de emigrantes.

Martini Pietri agregó que los propietarios toman como referencia para el valor del inmueble la tasa de cambio del Sistema Marginal de Divisas, pero hay muy pocas personan en capacidad de pagar una cantidad tan elevada.

Aunque el gobierno afirma que hay mafias inmobiliarias y criminaliza las páginas web que ofertan viviendas, lo cierto es que los precios tienden a bajar porque la gente está empobrecida por efecto de la inflación y es inasequible la adquisición de una vivienda para la mayoría de la población, dijo Martini Pietri.

Comprar un carro es misión imposible

Los principales motivos que impiden la compra de un carro es la constante inflación atemorizante para el capital obtenido por la población. La desvalorización refleja para las personas que ya tienen un vehículo lo consideran “de oro puro”.

La inflación acumulada de 2014 se ubicó en 39%, mientras que la inflación anualizada ascendió a 63,4%, de acuerdo a las cifras que fueron publicadas hoy por el Banco Central de Venezuela.

Por su parte, la firma argentina Ecolatina señala en su más reciente informe sobre Venezuela que el panorama económico se “recrudece” porque la escasez de divisas no solo incrementa las tensiones en el frente cambiario, sino que además complica el normal abastecimiento de bienes básicos como alimentos y medicamentos que en su mayoría son importados.

Venta de carro en dólares

Una de las noticias que ha causado conmoción en los pobladores de Guayana, es la venta de automóviles en dólares, luego de ser publicadas constantes informaciones donde podría abrirse las puertas a la dolarización de vehículos Ford.

En recientes declaraciones de Ford Motor Co indicó al país que venderá algunos vehículos en Venezuela en dólares para aliviar la escasez de billetes verdes que ha recortado sus importaciones, y paralizado la planta, según lo indicó un funcionario del sindicato.

Gilberto Troya jefe del sindicato de Ford Motors de Venezuela Consultado vía telefónica desde la planta de Valencia, estado Carabobo, explicó que la compañía informó a la unión sindical sobre el acuerdo con el Gobierno el pasado 28 de abril. “Esto podría conducir a una dolarización completa del sector”, información citada por el Universal.

Pese a que ejecutivos de Ford en Venezuela ni las autoridades de Gobierno han confirmado la medida, los agremiados aseguraron que ya se han concretado ventas en moneda extranjera, un plan que había sido adelantado por Reuters.”Queremos nuestros 8 dólares diarios”, dijo el presidente del sindicato de Ford, Gerardo Troya. La cifra reclamada está calculada a la tasa de cambio oficial más alta e incluye ya un aumento salarial.

De acuerdo con datos divulgados por los trabajadores, Ford comenzó a ofrecer la camioneta modelo Explorer en unos 69.800 dólares, la EcoSport a 36.900 dólares y el camión Cargo 1721 a 70.000 dólares entre otros modelos. Sin embargo, los precios en la página en internet de la marca no coincidían en bolívares.

En la planta de Ford en la ciudad de Valencia, el dirigente sindical dijo a periodistas que 1.187 compradores ya pagaron con transferencias en bancos en el exterior y recibirán sus autos entre julio y agosto. Los clientes pagan a Ford para importar las partes y luego esperan durante meses el ensamblaje local.

“Algunos dirán que esto es sólo para un grupo privilegiado, pero es mejor que nada”, dijo Troya. “Es esto o acabar con 2.300 puestos de trabajo directos, además de la red de proveedores, concesionarios. Son más de 30.000 empleos”.

“Carros por las nubes”

Por medio de una encuesta a los diferentes pobladores de la zona se pudo constatar la dificultad de obtener un vehículo, dado que el precio más accesible sobrepasa un millón de bolívares.

Zulema Gibson, habitante de Ciudad Guayana, destacó tener un carro de la marca Nissan del año 2003, para esa época logró obtenerlo por menos de 31.000 bolívares, “para ese tiempo podía mantener a mi familia, y aun así tenías la posibilidad de ahorrar para adquirir un carro del año, ahora con el sueldo mínimo, creo que ni en 10 años logro comprar una camioneta”.

De acuerdo a la información suministrada por la encargada de una agencia de carros usados y nuevos, las personas optan por comprar vehículos de años intermedios, por su parte los de 2014 y 2015, son personas con gran poder adquisitivo.

“El vehículo más buscado sigue en el margen “económico” es el Aveo básico 2014, en 2.300 bolívares, y el Spark 2007-2008 en 1.200 bolívares”, destacó que la clientela realiza grandes esfuerzos monetarios para tener un medio de movilización.

A partir del 23 de Febrero del presente año la empresa Toyota, inició la distribución en el país del nuevo Corolla 2015, valorado en 1,9 millones, pese al costo establecido por la empresa este vehículo lidera en ventas millonarias, con un costo de 9.000 bolívares.

Reportaje de Nueva Prensa.

¿Te ha interesado este artículo? Mantente informado con el mejor resumen de noticias de Venezuela directo desde tu teléfono celular descargando nuestras App Móviles para Android o iOS (iPhone/iPad).


TAMBIÉN TE PODRÍA INTERESAR


Cargando...


¿QUE OPINAS? NO OLVIDES DEJAR TU COMENTARIO


Top

Send this to friend