Descarga nuestras aplicaciones para Android o iOS (iPhone/iPad).

¡IMPERDIBLE! “Cuba nos roba y Maduro acelera el comunismo” por Marta Colomina

Ahora apela al inicuo tsj (con minúscula) para “proscribir las manifestaciones pacíficas”. Como muchos temían, el “diálogo” propuesto por el Gobierno está funcionando como una estratagema oficial para ganar tiempo y apresurar la aplicación del “Plan de la Patria” que contempla la definitiva instauración del castro-comunismo en Venezuela.

raul-castro-nicolas-maduro

No de otra manera se explica que la MUD no haya logrado ninguna de las solicitudes democráticas de la agenda y, por el contrario, el régimen se haya negado de plano a una Ley de Amnistía para liberar a los presos políticos, a los estudiantes detenidos y cesar la represión y las torturas, entre otros urgentes temas. Es inadmisible que en pleno “diálogo”, los cuerpos de seguridad del Estado y los grupos violentos oficialistas, hayan radicalizado la represión contra las protestas estudiantiles, con detenciones, heridos, torturados y muertos. Un contingente militar (GN) llegó a Mérida con equipos de guerra, helicópteros, cientos de patrullas y motos (EU 24-04-14). Si se movilizase la mitad de ese despliegue para luchar contra el narcotráfico, no ocuparíamos el lugar vergonzoso actual, pero tal acción no es un objetivo de guerra; los estudiantes, sí. Gracias a las pertinaces protestas, Maduro ha quedado desnudo ante el mundo como un dictador que viola todos los derechos humanos, como han denunciado numerosas organizaciones internacionales, parlamentos, ONG, medios, artistas e intelectuales.

Como Maduro no ha podido erradicar las protestas con represión, ahora apela al inicuo tsj (con minúscula) para “proscribir las manifestaciones pacíficas espontáneas”. Su sala (in)constitucional, en prueba de su carencia moral y autoridad jurídica (demostradas también en las “sentencias” contra Scarano, Ceballos, Leopoldo y María Corina) determinó que el derecho a la manifestación pacífica previsto en el artic. 68 de la Carta Magna “no es un derecho absoluto, como las garantías a la vida y la salud”. ¡Para el récord Guinnes! ¿Les parece a estos 7 miembros (in)constitucionales que en la Venezuela de Maduro están garantizados “los derechos absolutos a la vida y a la salud”?: 25 mil muertes violentas en 2013 y estudiantes asesinados por acción de los esbirros oficiales; padecimiento y muerte de los enfermos de cáncer porque no hay insumos, o el ruleteo, hasta morir, de un hospital a otro, sin medicinas, ni equipos, mientras Maduro sigue regalando a Cuba 120 mil barriles de crudo diarios, $12 mil millones al año y hasta 3 aviones para que viaje la nomenclatura cubana.

Un informe de la Contraloría (¡Oh, sorpresa!) nos ilustra de cómo nos estafa el régimen cubano, con la anuencia de Chávez y Maduro. Ambos entregaron la salud pública a supuestos médicos cubanos, a quienes pagan en dólares, mientras los médicos de verdad venezolanos reciben un salario de hambre. En Chile, de 477 médicos extranjeros que se presentaron al examen en ese país, solo aprobó el 20% y el 80% de los raspados eran cubanos. En Brasil ocurrió algo similar. De 2012 hasta el presente Venezuela pagó hasta 9.670 % más por las malas medicinas enviadas por Cuba (hasta contaminadas por insectos), según determinó la Contraloría (EU 19-04-14). Los Castro cobran medicinas que no envían y Venezuela se las paga. En 2013 la Contraloría comprobó que solo se recibió el 0,84% del 74% previsto. Recordemos las viejas plantas eléctricas adquiridas a Cuba, remozadas con una pinturita, que nunca funcionaron y la triangulación corrupta que ha sido pagada sin chistar por nuestro país.

El BCV informa que la inflación en alimentos se disparó al 79,2% en 12 meses mientras Maduro, a 5 meses del “Dakazo” que dejó vacíos los comercios hasta el Sol de hoy, anuncia otra “ofensiva económica”, aunque divisas no hay. Promete financiar “las inversiones privadas con el Fondo Chino y Fonden”, cuento chino que no se tragan los empresarios, quienes piden la entrega de los $13 mil millones adeudados, sin cuyo pago, no se les abrirá de nuevo el crédito internacional.

El tsj apresura su anuncio porque al régimen le aterran las masivas protestas que se avizoran contra el modelo educativo castro-comunista que Maduro está empeñado en aplicar. Ya comenzó a distribuir los textos escolares, así que la “consulta” (cuyos “resultados” serán procesados por cubanos) pretende legitimar el castro-comunismo como falsa voluntad de los venezolanos. Ignorando la sentencia del tsj, padres, representantes, maestros, profesores y estudiantes están tomando la bandera del rechazo a la ideologización escolar cubana, con protestas y pancartazos en Carabobo, Lara, Zulia, Anzoátegui, Barinas y otros estados del país.

Maduro está pisando el acelerador, asustado como está que la bomba económica explote antes de tiempo y Venezuela estalle con cada vez más gritos masivos de libertad.

Marta Colomina
[email protected]

¿Te ha interesado este artículo? Mantente informado con el mejor resumen de noticias de Venezuela directo desde tu teléfono celular descargando nuestras App Móviles para Android o iOS (iPhone/iPad).


TAMBIÉN TE PODRÍA INTERESAR




¿QUE OPINAS? NO OLVIDES DEJAR TU COMENTARIO


Top