Descarga nuestras aplicaciones para Android o iOS (iPhone/iPad).

¡CRECE EL DESESPERO! Maduro estaría buscando nuevo Dakazo para intentar ganar elecciones

Expertos aseguran que ante la crisis y la pérdida de popularidad de Nicolás Maduro, su gobierno estaría planeando provocar una gran crisis que le permita recuperar el apoyo popular ahora muy reducido, con miras a las elecciones parlamentarias de este año, una especie de Dakazo II.

Daka-Boleita8

A continuación el artículo “Verdades y rumores”: El Gobierno prepara el “Dakazo II” por Darwin Chávez:

La situación del Gobierno es complicada, pero eso no quiere decir que están caídos o derrotados y preparan toda su artillería para enfrentar el escenario electoral. En relación con las elecciones manejan dos planes. El primero es la suspensión del proceso para ganar tiempo, aunque para ello necesitan la excusa más adecuada y por eso la semana pasada alerté sobre la posibilidad de agravar el conflicto con Guyana y crear un ambiente de emergencia nacional en defensa de la soberanía y así disponer de la justificación perfecta para posponer los comicios. El otro plan es llamar a elecciones cuando las condiciones estén dadas para que el Gobierno ponga en marcha su “Dakazo II”.

Recordemos que el “Dakazo” fue aquella intervención directa ejecutada por el Gobierno en comercios de todo tipo, pero especialmente de electrodomésticos, para vender supuestamente a precios justos y que ocurrió en el último trimestre de 2013 con el fin de oxigenar sus aspiraciones en las elecciones municipales de ese año.

Se bautizó como “Dakazo” porque la tienda Daka fue el emblema de la operación de precios justos. Como en aquella ocasión les fue bien, ahora trazan planes similares para evitar el deslave electoral que se les avecina y que anuncian las encuestas serias ¿Cómo abordarán el “Dakazo II”?

Buena pregunta porque ya las acciones contra los comercios no tendrán efecto, porque estos nunca recuperaron sus inventarios luego del “Dakazo” y por eso buscan opciones.

Para tener a punto el “Dakazo II” se han venido moviendo en varios frentes.

El primer frente es el financiero porque sin dinero no podrían ejecutar sus planes. Para ello han venido alimentando una especie de pote en el cual han venido guardando dinero que les permita crear la sensación temporal que la crisis merma y el abastecimiento aumenta. Ese pote se ha venido llenando por varias vías, como por ejemplo los retiros de fondos que han hecho del FMI y la venta de la facturación petrolera pendiente de pago con los países de Petrocaribe. El mecanismo consiste en vender la deuda a bancos o fondos de inversión y reciben un porcentaje nunca mayor del 50% del monto adeudado, pero que es dinero en efectivo que reciben las menguadas arcas públicas.

Por ejemplo, si el país X debe $100 dólares por concepto del petróleo que Venezuela le ha vendido, esa deuda se la venden al Banco o al Fondo Z y éste le entrega al Gobierno $50 o menos dólares por esa facturación vencida. Con este mecanismo se pierde dinero a largo plazo, pero se gana en liquidez inmediata para resolver las dificultades del gobierno. En ese pote también están guardando buena parte de los ingresos de PDVSA y por eso los planes de inversión de la industria están retrasados y hasta detuvieron la mayor parte de los trabajos de mantenimiento.

A la par que van llenando el pote, han estado contactando a los proveedores internacionales de alimentos, medicamentos, productos de higiene personal y repuestos automotrices con el fin de concertar los envíos que harán a Venezuela para abastecer por corto tiempo el mercado, intentar cambiar la percepción del público sobre las dimensiones de la crisis y así intentar revertir la caída en intención de voto a favor del gobierno.

Por eso el viaje de Diosdado Cabello y el Zar de la Economía Rodolfo Marco Torres a Brasil para cuadrar las masivas compras de alimentos y medicamentos. De hecho, el propio Diosdado lo dijo en su programa cuando anunció que el presidente Maduro había ordenado comprar medicamentos genéricos en Brasil, país que todos sabemos tiene una industria bien preparada para atender la escasez venezolana, siempre y cuando les paguen en efectivo porque los empresarios cariocas no están dispuestos a vender a crédito.

Por eso el ministro de Transporte Haiman El Trudi anuncia la subasta de divisas para comprar autopartes, pero además informa que vienen cargamentos completos de repuestos automotrices y 250 mil baterías para carros desde China. Igualmente por eso el Ministro de Alimentación, Carlos Osorio, decide eliminar el uso del terminal de cédula como mecanismo de racionamiento en los supermercados y asegura que tiende a normalizarse el abastecimiento, cuando todos sabemos que es mentira.

De hecho usted ha podido notar que mejora ligeramente la disponibilidad de productos en los supermercados púbicos y privados, pero eso es el “efecto vitrina” que consiste en privilegiar la distribución de alimentos hacia los grandes comercios y no surtir a los pequeños. Por eso usted va a un gran supermercado y puede comprar con racionamiento, pero va a los pequeños establecimientos y no hay nada.

Esa política permite crear una errada sensación de mejoría. Otra parte del plan es realizar grandes jornadas de venta de alimentos en las zonas claves para revitalizar el voto chavista, por ejemplo, el Oeste de Maracaibo.

La venta de electrodomésticos también es parte del plan y se trata de desplegar operativos del programa “Mi Casa Bien Equipada” y para ello han venido guardando todos los cargamentos de electrodomésticos que han venido llegando al país desde China y que no han sido sacados a la venta. A la clase media la atacarán igualmente con la entrega de vehículos y por eso apelarán a la reactivación del Plan “Venezuela Productiva Automotriz” que será ejecutada con los miles y miles de carros chinos que aún se guardan en los patios de Puerto Cabello y todos los que están en tránsito hacia Venezuela.

Todo este plan que llamamos “Dakazo II” será puesto en marcha luego del proceso de primarias del PSUV ¿Por qué esperar? Porque esa consulta interna será el marcador final que conlleve a decidir si hay o no elecciones parlamentarias, ya que esperan medir los niveles de participación y motivación de la dirigencia y militancia.

Con el “Dakazo II” el gobierno pretender crear la falsa sensación que estamos saliendo de la crisis y que el país retorna a la normalidad. El gran problema es que después que el “Dakazo II” pase, se hagan las elecciones y de pronto el Gobierno logre o no sus objetivos, el país estará peor que en la actualidad y el desastre final sería inminente porque los inventarios temporales se agotarán y no habrá dinero para reponerlos. Es tan grande la irresponsabilidad que pretenden quemar recursos para garantizar su supervivencia en el poder y no asumir los correctivos que necesita la economía venezolana ¿Por qué asumen el riesgo? ¿Se acuerdan del “costo de salida”? Revisen mis escritos anteriores sobre ese “costo de salida” y podrán comprender el apuro oficial, aunque claro está no lo compartan.

Preparémonos para el “Dakazo II”.

Fuente: Darwin Chávez / Verdades y Rumores.

¿Te ha interesado este artículo? Mantente informado con el mejor resumen de noticias de Venezuela directo desde tu teléfono celular descargando nuestras App Móviles para Android o iOS (iPhone/iPad).


TAMBIÉN TE PODRÍA INTERESAR




¿QUE OPINAS? NO OLVIDES DEJAR TU COMENTARIO


Top