Descarga nuestras aplicaciones para Android o iOS (iPhone/iPad).

¡TE LOS PRESENTAMOS! Los seis chavistas investigados por lavado de dinero en Banco Madrid

Cuatro ex altos funcionarios del gobierno de Hugo Chávez y dos empresarios venezolanos están presuntamente implicados en un caso de blanqueo de dinero en España, según un informe de la unidad española antiblanqueo (Sepblac) al que tuvo acceso el diario El Mundo.

Destaca que en el informe remitido por la Sepblac, la entidad informa de que Banco Madrid no tomó las medidas necesarias para evitar el blanqueo de dinero.

enchufados-chavistas

Entre los investigados se encuentran el ex viceministro de Energía Nervis Gerardo Villalobos, el militar Alcides Rondón (que ocupó puestos clave de seguridad con Chávez), el exviceministro de Desarrollo Javier Alvarado, el jefe de los servicios de inteligencia Carlos Aguilera y los empresarios Rafael Jiménez y Omar Farias.

Según El Mundo, estas seis personas “han podido manejar fondos en España procedentes presuntamente de sobornos millonarios a cambio de adjudicaciones del régimen venezolano”.

El diario agrega que el informe del Sepblac va más allá de la información difundida hace unos días por la unidad antiblanqueo de Estados Unidos (FinCEN) que afirmó, sin dar nombres, que “BPA facilitó transferencias por valor de 4.200 millones de dólares relacionadas con blanqueo de capital venezolano”.

El supervisor financiero andorrano intervino el BPA tras la comunicación del FinCEN estadounidense, que señalaba a la entidad por un presunto delito de blanqueo de capitales procedentes del crimen organizado.

El departamento del Tesoro de Estados Unidos acusaba a algunos directivos del BPA de colaborar en el blanqueo de dinero de clientes chinos, rusos, mexicanos y venezolanos.

Entre los clientes del grupo estarían el Cártel de Sinaloa, organización criminal mexicana dedicada al narcotráfico; Andrei Petrov, presunto miembro destacado de la mafia rusa y la petrolera estatal venezolana PDVSA, reseñó EFE

El diario El Mundo publica hoy la reseña de los cargos ocpuados por los protagonistas del escándalo con el título “Los seis jerarcas implicados”.

enchufados-corrupcion-2

Alcides Rondón

Ha sido un todoterreno en el Gobierno de Chávez. Aunque su paso fuerte fue como viceministro de Seguridad Ciudadana, también formó parte del Ejecutivo como vicecanciller para Asia, Medio Oriente y Oceanía y llegó a ser canciller en funciones. Antes, Rondón desempeñó el cargo de viceministro de Información y Comunicación. En todos los casos, los nombramientos de ambos fueron difundidos por Chávez, con su peculiar estilo, en su programa dominical Aló, Presidente.

Al margen de estar al frente de las fuerzas de seguridad (donde hay unidades consideradas y calificadas de paramilitares), a su disposición estaba también el control de dos satélites de telecomunicaciones. Su capacidad de estar al corriente de los movimientos telefónicos era por tanto enorme. Y eso le daba una potente presencia en el seno del grupo fuerte chavista. Alcides Rondón es general del Ejército retirado y coincidió con Chávez en la academia militar. Está bajo sospecha por su implicación con una empresa panameña que realizaba oscuras operaciones, ahora bajo la lupa judicial.

Javier Alvarado

Fue viceministro de Desarrollo Eléctrico y dirigió Bariven, la filial de Petróleos de Venezuela. También estuvo al frente de Electricidad de Caracas, donde se vio inmerso en una polémica por la compra de la deuda a una sociedad estadounidense.

A partir de 2000 fue gerente de RRHH de PDVSA (Petróleos de Venezuela). También desempeñó el cargo de gerente general de PDVSA Occidente, fue director de Intevep (Instituto de Tecnología Venezolana para el petróleo) y casi inmediatamente después presidente del instituto dedicado a las investigaciones en el sector petrolero.

En 2007 se encarga de la presidencia de la Electricidad de Caracas. En 2011, el periodista Juan Carlos Zapata denunciaba los presuntos sobreprecios en los megacontratos con multinacionales españolas para las grandes obras eléctricas que llevan a cabo. Luego regresó a PDVSA como presidente de Bariven y después volvió a Intevep. Desde entonces se desconoce de su paradero, mientras al menos tres denuncias en su contra cursan en la Fiscalía.

Nervis Villalobos

Fue viceministro de Energía y presidente de una empresa estatal. Bajo su responsabilidad circularon todas las inversiones, tanto internas como externas, relacionadas con los recursos naturales, en un país tan rico en petróleo.

Una demanda presentada en 2013 en una corte federal de Nueva York por el ex subsecretario de Estado de Estados Unidos Otto Reich alega que una empresa que fue favorecida con contratos millonarios en el sector eléctrico habría pagado sobornos a altos funcionarios de ese país, entre quienes se encontraría también el director de la petrolera oficial Petróleos de Venezuela (Pdvsa), Rafael Ramírez.

Carlos Aguilera

Ex jefe de los servicios de inteligencia de Venezuela, era una persona de la máxima confianza de Chávez, con el que participó en el fallido golpe de Estado de 1992. Capitán retirado, fue también su guardaespaldas y miembro de su primer anillo de seguridad.

Cursó estudios de Ingeniería en Sistemas (aunque no los acabó). Junto con otros cuatro militares, formó el “primer anillo de seguridad” del fallecido presidente venezolano. Fue el último director de la Disip antes de que se creara el Servicio Bolivariano de Inteligencia Nacional (Sebin).

Figura como empresario que ha podido tener relación con una Unión Temporal de Empresas (UTE) españolas que participó en la rehabilitación de la línea 1 del metro de Caracas, y que está ahora mismo bajo el manto de la sospecha.

Omar Farias

Su nombre se rodea de polémica. Ya en 2009 apareció en un amplio listado de empresarios sospechosos, vinculados con altos cargos del Ejecutivo, por enriquecerse en una trama vinculada con banca, licencias, importaciones y tráfico de influencias.

Su empresa Seguros Constitución se ubica entre las cinco más importantes de Venezuela. La empresa fue creada en el 2005, después de que Farías dejase de ser un mero corredor de seguros para pasar a controlar la empresa Sofitasa y cambiarle el nombre a Constitución. En el 2007, decide internacionalizar de la empresa, logrando expandir sus negocios a Ecuador, República Dominicana y Panamá.

Rafael Jiménez

Formó parte de la dirección de la petrolera estatal PDVSA, una empresa no sólo fundamental para la economía del país, sino que también ha sido y es estratégica en la política implantada por Chávez y continuada por Maduro.

¿Te ha interesado este artículo? Mantente informado con el mejor resumen de noticias de Venezuela directo desde tu teléfono celular descargando nuestras App Móviles para Android o iOS (iPhone/iPad).



¿QUÉ OPINAS? NO OLVIDES DEJAR TU COMENTARIO



TAMBIÉN TE PODRÍA INTERESAR


Top

Send this to friend