Descarga nuestras aplicaciones para Android o iOS (iPhone/iPad).

¡TERRIBLE HISTORIA! Lo que hizo el padre biológico del niño que mataron en Caricuao (sin querer acabó con su vida)

El pasado miércoles 6 de septiembre fue encontrado en Caricuao el cuerpo del niño de 2 años, David Gómez, quien murió con profundas heridas de arma blanca en el abdomen por culpa de su madre, Iraida Zaiter y su actual pareja. Ambos fueron cómplices de este macabro plan.

Foto: YVKE Mundial

En este caso particularmente, la policía científica lleva las investigaciones y al sol de hoy se conoció lo que aparentemente, sería la verdadera versión final. Todo apunta a que el niño estaba dado en garantía a una banda de delincuentes por “asuntos de droga”.

La madre del niño, admitió que su hijo era parte del pago de una deuda. Al parecer, ella se vio en la obligación de dar al bebé para que los delincuentes supieran que iba a pagar el dinero, pues estaba amenazada de muerte. Sin embargo, el padre biológico del infante –ignorante de lo que estaba sucediendo-, fue a visitar al menor ese día -casualmente-, para pasar el día con su hijo.

Como el niño no estaba, Iraida inventó rápidamente que el niño se le había desaparecido mientras cocinaba, por lo que, el padre se alteró y lo buscó por todo el barrio, avisando a los vecinos de la supuesta desaparición. Jiván Gómez la obligó a poner la denuncia en el Cicpc y ella tuvo que fingir la desaparición pero los funcionarios no le creyeron.

La mujer ofreció dos versiones de la desaparición y no había hilo conductor de la historia. Los efectivos citaron a la joven para el día lunes para ser interrogada nuevamente en compañía de su pareja y del padre biológico del niño.

Ese lunes, fue interrogada nuevamente por una psicóloga y determinó que estaba mintiendo con la desaparición del niño, fue entonces cuando los funcionarios decidieron abrir una investigación por simulación de hecho punible. Mientras esto sucedía, el padrastro del niño esperaba afuera y como se sintió acorralado por la cantidad de horas que la mujer estuvo declarando, se fue sin decir nada.

Entretanto, una comisión policial fue hasta la casa de la pareja para verificar y averiguar en la zona ya que sabían que ambos padres mentían y querían encontrar a la víctima lo más pronto posible. Al padrastro lo rastraron telefónicamente y lo ubicaron en la población de Birongo, en Barlovento.

Mientras tanto, los delincuentes tenían el niño, se comunicaron con el padrastro y le notificaron que iban a matarlo y dejar el cadáver detrás de su casa en el barrio por haberlos delatado.

La muerte del bebé

La comisión del Cicpc llegó a la vivienda a ver si estaba el cadáver del menor y así fue. Estaba a 40 metros de la casa, en una zona montañosa, dentro de una bolsa gigante de perrarina. No lo enterraron y el cuerpo del niño presentaba una herida abierta en el abdomen.

La pareja confesó todo pero aún falta identificar a los autores materiales del crimen. La hipótesis de viaje a Panamá fue aclarada por el padrastro, quien declaró que sí había trabajado de chofer allá con un hermano, pero no tenía planes de regresar a ese país por el momento, pues debía pagar la deuda.

Ambos declararon ser cómplices y que le habían “entregado su hijo al Diablo”. Nunca delataron a los criminales a quiénes le debían el dinero de la sustancia.

Redacción Maduradas con información de Caraota Digital

Puedes leer también:

¡PLAN RETORCIDO! Madre de bebé asesinado en Caricuao rompió el silencio: Lo di como “garantía” a banda de delincuentes

¡EL COLMO! La excusa de la defensa de narcosobrinos para que caso de cuerpos desmembrados no se considere en sentencia

¡No olvides dejar tus comentarios!

¿Te ha interesado este artículo? Mantente informado con el mejor resumen de noticias de Venezuela directo desde tu teléfono celular descargando nuestras App Móviles para Android o iOS (iPhone/iPad).


TAMBIÉN TE PODRÍA INTERESAR


Cargando...


¿QUÉ OPINAS? NO OLVIDES DEJAR TU COMENTARIO


Top

Send this to friend