Descarga nuestras aplicaciones para Android o iOS (iPhone/iPad).

¡SUMERGIDOS EN MISERIA! “A mi hija le estoy poniendo trapitos de tela porque no tengo pañales”

Las kilométricas colas a las afueras de los mercados y abastos forman parte de la rutina diaria de los guayacitanos desde hace meses. Las inmensas filas son una escena común no sólo en los establecimientos de la red estatal, sino en las cadenas privadas grandes y pequeñas, en Puerto Ordaz y en San Félix.

Este viernes no fue la excepción. Así como los días, semanas y meses previos, largas colas se formaron para adquirir los productos más escasos: leche, papel sanitario, pañales, detergente, aceite, entre otros, en una zona en la que la escasez es acentuada y rondó el 30,91% en noviembre de 2014 en Puerto Ordaz y el 23,30% en San Félix, de acuerdo con el Centro de Investigaciones para la Educación, la Productividad y la Vida de la Universidad Católica Andrés Bello, campus Guayana (UCAB Guayana).

Foto: Reuters

Foto: Reuters

“Mafias” hacen listas

En el Farmatodo ubicado en la avenida Atlántico, los clientes acusaron a la “mafia” de los revendedores de acentuar la escasez y hacer listas que perjudican a la población en general. Anais Zapata cuenta que llegó en la mañana del viernes y no había más de 50 personas “y cuando repartieron los números me tocó el 210, porque hacen listas y eso no debe ser, el deber ser es que sea por orden de llegada”.

“Si fuera por mí no estuviera aquí, ¿quién va a querer estar metido en una cola”, sostuvo por su parte Dannys Moreno, mientras aguardaba para comprar cuatro envases de leche y un paquete de papel higiénico.

“Las listas no deben existir, el Gobierno debe tomar decisiones y militarizar supermercados y abastos”, añadió Reyes de Barboza, quien confesó ser chavista.

En busca de pañales

Frente al bloque 16 de Unare, más de 100 personas se aglomeraron desde el jueves para esperar una gandola que, esperaban, trajera pañales. Maryelis Cedeño fue dos días seguidos al punto, desde su lugar de residencia en El Triunfo. “Hacemos esta cola no porque queremos sino por necesidad, a mi hija le estoy poniendo trapitos y pañales de tela porque no tengo desechables”, dijo.

Mencionó que en San Félix comercializan los pañales Huggies de 44 unidades en Bs. 1.450 y “hay gente que no tiene”. “El último paquete de pañales que compré costó Bs. 600”, precisó.

El mismo precio pagó Mariana Hernández, quien señaló que la necesidad “tiene cara de perro”.

Con información Correo del Caroní

¿Te ha interesado este artículo? Mantente informado con el mejor resumen de noticias de Venezuela directo desde tu teléfono celular descargando nuestras App Móviles para Android o iOS (iPhone/iPad).


TAMBIÉN TE PODRÍA INTERESAR


Cargando...


¿QUE OPINAS? NO OLVIDES DEJAR TU COMENTARIO


Top

Send this to friend